Red Innovagro
CARGANDO...

Noticias


Agricultura regenerativa: un camino hacia la ganadería baja en carbono por UNICAMP, Brasil

Pais: Brasil

Fecha: 13 de Octubre del 2021

Agricultura regenerativa: un camino hacia la ganadería baja en carbono por UNICAMP, Brasil

A pesar de la reconocida importancia de la agricultura en la producción de alimentos y generación de ingresos, el sector ha venido llamando la atención por ser uno de los principales emisores de Gases de Efecto Invernadero (GEI) en el país.

Brasil tiene el hato de ganado comercial más grande del mundo, con 213,68 millones de cabezas, y también es el mayor exportador mundial de carne (ABIEC, 2020). A pesar de la reconocida importancia de la agricultura en la producción de alimentos y generación de ingresos, el sector ha venido llamando la atención por ser uno de los principales emisores de Gases de Efecto Invernadero (GEI) en el país. En 2019, la agricultura fue responsable del 28% de las emisiones de GEI en Brasil, solo por detrás del cambio de uso del suelo, con un 44%, y por delante del sector energético, con un 19% de las emisiones. En el mismo año, el rebaño brasileño fue responsable de la emisión de 366 millones de Megagramos de CO 2 equivalente, lo que representó el 60% de todas las emisiones de la agricultura, o el 16,8% de las emisiones de GEI en Brasil (SEEG, 2020).

 

Si bien la productividad ganadera ha crecido en los últimos 20 años, otro problema de este sector es la baja productividad animal, producto del sistema extensivo, en zonas de pastos poco productivos y degradados. La ganadería ocupa 162,53 millones de hectáreas de tierra en Brasil. La población animal promedio de 1.31 cabezas ha -1 año -1 o 1.06 AU - Unidad Animal ha -1, y la productividad de 4.4 @ ha -1 año -1 (ABIEC, 2020).

 

Del total de tierras ocupadas por pastos en Brasil, una gran parte se encuentra en alguna etapa de degradación. Los datos sobre la degradación de los pastos en Brasil aún no son muy precisos, oscilando entre 63,74 millones de hectáreas (LAPIG, 2017) y 15,5 millones de hectáreas (ABIEC, 2020). Cuando se considera el engorde de ganado, un pasto degradado puede tener una producción hasta seis veces menor que un pasto recuperado o en buen estado de mantenimiento (MACEDO et al., 2000).

La principal causa de la degradación de los pastos es el manejo incorrecto del pastoreo, que mantiene la carga animal por encima de la capacidad de carga. Esto ocurre principalmente en la época seca, cuando hay poca oferta de forrajes y poca capacidad de sustento. En sistemas extensivos de pastoreo continuo, los animales luego comen los brotes forrajeros. Este sobrepastoreo, sin período de descanso, debilita el pasto que ya no cubre el suelo. El área descubierta se calienta y se compacta con el tiempo, disminuyendo la infiltración de agua, aumentando la erosión y produciendo pérdida de suelo y fertilidad.

 

Por otro lado, según el informe de la FAO (2006), los pastizales productivos, bien gestionados, representan la segunda mayor fuente mundial potencial de secuestro de carbono (C), con capacidad para eliminar 1.700 millones de Mg de la atmósfera. C por año , superado sólo por los bosques, cuya capacidad estimada alcanza los 2 mil millones de Mg de C por año. Los pastos tropicales también juegan un papel importante en la calidad del suelo, promoviendo la estructuración, facilitando la infiltración de agua y aumentando el carbono total en el perfil del suelo.

 

Como una forma de reducir las emisiones de GEI en la agricultura, el gobierno brasileño adoptó, en 2010, el plan “Agricultura ABC, agricultura baja en carbono”. Establece líneas de crédito especiales para prácticas agrícolas que incentivan el mejoramiento de pastos y prácticas de manejo integradas con la agricultura y / o bosques a través de Sistemas Agropastorales como Integración Cultivo-Ganadera (ILP), Agrosilvipastoral o Integración Cultivo-Ganadero-Forestal (ILPF)) , Silvipastoril o Integración Ganadera-Forestal (IPF).

 

La asociación de especies leguminosas con gramíneas mejora la fertilidad del suelo, la calidad del forraje y la productividad animal. Es también evita la quema de combustibles fósiles para fertilizantes nitrogenados producen y contribuye a la mitigación de las emisiones de nitrógeno volatilizados, lo que contribuye en gran medida a la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero. Los sistemas rotativos de pastoreo intensivo (SR), si están bien administrados, son capaces de mantener una buena productividad, con una mejora en el entorno de producción. Sin embargo, no es común que sean capaces de poner a cero el balance de emisiones y secuestro de carbono de la actividad ganadera. Solo cuando el ganado introduce el elemento árbol en el sistema hay un balance de emisiones nulo o incluso negativo, es decir, hay más secuestro que emisión (BALBINO et al., 2011a; VARSHA et al., 2019; LIN et al., 2020 ).

 

Considerando la importancia económica y ambiental de la ganadería, principalmente debido a la importante superficie de tierra ocupada en Brasil, pero también debido a la baja productividad animal, la degradación del suelo y la alta emisión de Gases de Efecto Invernadero (GEI) en el manejo extensivo, es fundamental Implementar sistemas ganaderos más sustentables, con pastos productivos, bien manejados, intercalados con especies arbóreas, arbustivas leguminosas e integrados al cultivo. Existe un enorme potencial para mejorar los atributos físicos del suelo, el secuestro de carbono y aumentar la productividad de las plantas y los animales.

 

Teniendo en cuenta estos temas, la tesis de maestría del ingeniero agrónomo Osvaldo Viu Serrano Júnior, realizada bajo la dirección del profesor Zigomar Menezes de Souza, de la Facultad de Ingeniería Agronómica (Feagri) de la Unicamp (titulada Calidad física, stock de carbono del suelo y productividad animal de diferentes procesos regenerativos). Silvipastoral Systems ), buscó evaluar la influencia de diferentes sistemas de producción ganadera - Sistema de Pastoreo Rotado (SR), Sistema Silvipastoral (SSP) y Sistema Silvipastoral Intensivo (SSPI con leucena y tithonia) - sobre los atributos físicos del suelo, stock de carbono y productividad de los animales Nellore.

 

La investigación se llevó a cabo en la Fazenda Takaoka, municipio de Iaras, Estado de São Paulo. Los sistemas evaluados fueron: TI - Sistema Silvipastoral Intensivo (SSPI con leucena), pasto Panicum maximum (cv. BRS Zuri), intercalado con Leucena ( Leucaena leucocephala) (cv. Cunningham) e hileras de especies arbóreas cada 20 m; T2 - Sistema Silvipastoral Intensivo (SSPI con tithonia), pasto Panicum maximum (cv. BRS Zuri), intercalado con Titônia ( Tithonia diversifolia) e hileras de especies arbóreas cada 20 m; T3 - Sistema Silvipastoral (SSP), gramíneas Panicum maximum (cv. BRS Zuri), con hileras de especies arbóreas cada 20 m; T4 - Sistema de pastoreo giratorio (SR), pasto Panicum maximum (cv. BRS Zuri). Las filas de especies arbóreas (Rangos Forestales - FF) en los sistemas T1, T2 y T3 estaban compuestas por las especies forestales Caoba africana ( Khaya ivorenses), Leucena (Leucaena leucocephala ), Eucalyptus ( Eucalyptus urograndis), Acacia (Acacia mangium) y Gliricidia (Gliricidia sepium) . Cada sistema cubre una extensión de 11 ha, dividida en 16 potreros, lo que da como resultado un área total de 44 ha.

Resultados de la búsqueda:

 

    Uno de los principales resultados obtenidos en la investigación fue el aumento de la productividad animal. Todos los sistemas de pastoreo intensivo estudiados presentaron buenos resultados en términos de productividad, en promedio 35.9 @ ha -1 año -1 , que es prácticamente nueve veces la productividad promedio nacional. Según Serrano Jr., “tenemos tecnología en Brasil para una mayor productividad en la ganadería, lo que nos permitiría incrementar la producción nacional con menor ocupación de tierras, liberando áreas deforestadas para el crecimiento agrícola y reduciendo la presión sobre la deforestación. Y los animales producidos por una ganadería de mayor productividad, emiten menos GEI a lo largo de su vida, en lugar de ser sacrificados a los 30 meses, pasan a tener un ciclo de vida más corto, de 18 a 20 meses, reduciendo la emisión por animal ”.

 

    Otro resultado relevante se relacionó con el secuestro de carbono en el suelo del sistema silvopastoril de Leucena, con un aumento promedio de carbono de 1,95 Mg C ha -1 año -1 en el primer año del estudio. Mostrando enorme potencial de los sistemas productivos de pastos intercalados con arbustos leguminosos para mejorar el secuestro de carbono.

 

    Los sistemas silvopastoriles en cultivos intercalados de gramíneas con forrajes arbustivos, leucena y tithonia SSPI (T1 y T2), respectivamente, también presentaron menores valores de densidad del suelo, resistencia del suelo a la penetración y productividad animal y mayores valores de macroporosidad, índice de estabilidad. de agregados y retención de agua del suelo, resultando en mayor capacidad de campo, mayor capacidad de agua disponible y stock de carbono, en comparación con los sistemas de producción de gramíneas sin cultivos intercalados, SR y SSP (T3 y T4), respectivamente.

 

    El Sistema Silvipastoral Intensivo y Regenerativo, además de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero por animal y la presión sobre la deforestación, tiene varias sinergias entre la producción animal y los elementos arbustivos y arbóreos, es escalable y saca a la ganadería del estatus de emisor para ser una actividad con enorme potencial de secuestro de carbono en Brasil y en el mundo.

 

    El efecto de la siembra de gramíneas intercaladas con arbustos forrajeros, franjas de bosque y el manejo del pastoreo rotacional debería causar cambios aún más significativos en el ambiente de producción a lo largo del tiempo, lo que demuestra la importancia de continuar con este estudio. También se necesitarán más estudios para evaluar las mejores combinaciones entre leguminosas arbustivas o herbáceas con diferentes tipos de gramíneas, diferentes manejos en diferentes regiones del país.

Traducido del portugués.

Ver nota

 


Nuestros miembros

Argentina

Bolivia

Brasil

Chile

Colombia

Costa Rica

El Salvador

España

Estados Unidos

Holanda

Israel

México

Nicaragua

Perú

Republica

Dominicana

Regional